Black Lagoon

blacklagoon1
img source

No sé si yo he estado buscando en los lugares equivocados, pero, la verdad es que es no son muchas las series que no caen en lo fantástico y que no son slice-of-life. No digo que no existan, pero no son lo habitual, debe haber una al año como máximo. Me refiero a un anime que parezca situado en el mundo “real”, ya sea actual o del pasado, pero que no tenga hechiceros, dragones, psíquicos, mechas, etc. Pero que tampoco sea de una temática ligera, como las comedias escolares. Uno de esos casos raros, es Black Lagoon, una serie lo más apegada a lo real como se le ha permitido ser, pero con un tono bastante oscuro.

Aunque la historia no cuenta con un desarrollo fantástico, sus personajes son fantásticos dentro de sus límites humanos, es decir, tienen cualidades y habilidades sorprendentes sin salirse de lo esquemas de realidad. De hecho, ese es en parte, su punto fuerte, pues tanto miedos como alegrías están fundamentados en la condición humana de sus protagonistas.

Black Lagoon es una historia de piratas. De piratas contemporáneos en las aguas del pacífico; el Black Lagoon es un bote con un reducido equipo de personas que contrabandean mercancía y hasta personas, son cazarecompensas, busca tesoros y hasta matones. Es una serie pulp a más no poder, de la mano de las exploitations movies que tanto homenajean hombres de la talla de Tarantino o Robert Rodriguez .

black_lagoon2
img src

Hablemos un poco de sus entrañables y corrompidos personajes:

  • “Rock” es el sujeto promedio japonés, que termina embarcado (literalmente) en los negocios del equipo del Black Lagoon. Su determinación moral se encontrará muchas veces en jaque, y poco a poco irá fortaleciendo su temperamento, descubriendo que no todo es blanco y negro, que hay buenos entre los malos y malos entre los buenos; que los malos son también buenos y que todos los buenos tienen algo de malo.
  • El hombre a cargo es Dutch, un corpulento afroamericano ex-marine que luchó en la guerra de Vietnam. ¿Algo más que agregar? Es un tipazo.
  • Revy la “Dos Manos”, que se ha ganado el apodo por su extraordinaria habilidad para manejar las pistolas a diestra y siniestra. Nacida en Manhattan, se sabe que es de ascendencia chino-americana. No revelaré más de su pasado.
  • Finalmente, Benny, el especialista en computación, un tipo muy alivianado además encargado de conducir un súper Dodge Coronet GT del 69.

Además, al festín encontraremos de invitados a narcos colombianos, mafiosos italianos y chinos, exmilitares de la unión soviética y asesinos taiwaneses. Un cóctel de tipos rudos y femmes fatales reunidos en Ruananpur, una ciudad donde la justicia es la que se cobra en mano propia, donde la Ley es la que cada uno escribe con sus actos. Que si fuera obra de Frank Miller, sería La Ciudad del Pecado.

img source

Las secuencias de acción son espectaculares, la edición es minuciosa tanto en audio como en video, y su violencia nunca se sentirá gratuita; no hay tema que se sienta fuera de sitio ni del todo alejado de la realidad, por el contrario, pensaremos que son cosas que efectivamente ocurren. Además, como sucede con los anti-héroes, nuestro medidor de ética estará oscilando de lado a lado hasta quedar dando vueltas en círculos. Nos hallaremos pensandosobre las circunstancias que han arrastrado a los protagonistas hacia ese mundo de violencia, nos preguntaremos sobre sus principios e ideales, pero hasta ahí. Lo demás es adrenalina pura. Cabe mencionar que el tipo de violencia no es nada gore, por el contrario, juegan más a nivel psicológico debido al contexto realista en el que se presenta.

En otras palabras, si Black Lagoon fuera una película hollywoodense tendría en su reparto nombres como Bruce Willis, Stallone, Kurt Russell, Steven Seagal, Chuck Norris, Michelle Rodriguez y Milla Jovovich; con esos nombres pueden dibujar el panorama de la serie.

Como cierre, una probadita de su excelente banda sonora:

  • Dan

    Se ve genial! Gracias por la reseña! Lo voy a buscar! *u*

    • El Usuario

      Gracias por tu comentario 🙂 ¡Cuando lo veas me dices qué tal te pareció!